Archivo de la etiqueta: Juan Gonzalez Almeida

La oportunidad para Victoria y la importancia del afuerino

Escribe: Juan González Almeida. Ex Alcalde de la Comuna

Chile, como otros países y toda sociedad, puede y pasa en estos momentos, por una crisis de credibilidad en la institucionalidad y sus autoridades, pero no obstante, se mantiene como Nación unitaria, en la que todos los chilenos tenemos los mismos derechos en todo su territorio, tanto continental como insular. Gracias a que impera el Estado de Derecho y Democracia, se ha podido dar legislación en torno a la No Discriminación, asegurando el espacio y la actividad que cada uno es capaz de desarrollar, especialmente si cuenta con las condiciones, competencias profesionales,  experiencia y sobre todo con los valores y honestidad  para ejercerlas. Seguir leyendo La oportunidad para Victoria y la importancia del afuerino

De un programa con fundamento participativo

Los importantes avances logrados por nuestra sociedad en los últimos veinte años, así como la necesaria modernidad en el quehacer público, imponen como un verdadero imperativo moral, que la organización de la administración local, necesariamente considere ser planificada en el corto, mediano y largo plazo, así como un elemento esencial en ella la participación ciudadana. No caben dudas que los movimientos sociales, el hastío de la Gente por la política, pasan por la falta de preocupación de las autoridades, por los temas que realmente son de su interés, así como de la falta de oportunidades de expresar su verdadero sentir.

Consciente de lo expresado, el candidato a Alcalde de la comuna don Jorge Saffirio Espinoza, ha dedicado parte importante de su campaña, a construir un instrumento de gestión, de Cara a la Gente. Con la participación directa de cientos de personas de las más variadas organizaciones sociales de Victoria. Obteniendo como resultado de su esfuerzo, “Un Programa de Trabajo”, el que consecuente con lo prometido, acaba de dar a conocer a la ciudadanía toda, en un acto de proclamación, en el que suscribió solemnemente su puesta en práctica, en caso de ser favorecido como futuro Alcalde, por los electores el próximo 28 de Octubre. El Gran marco de personas que adorno el importante evento democrático, demuestra desde ya, la importancia que se le asigna al compromiso que se asume sin demagogias, sino por el contrario, con acciones de interés de las Personas; totalmente posibles de realizar, con esfuerzo, trabajo, perseverancia. Con la ayuda de todos. Con profesionalismo. Con equipos de trabajo acordes con las necesidades de cada función. Con su actitud alegre, optimista, los cientos de participantes, dieron claras muestras de recobrar la fe, la credibilidad en las personas, que con su trabajo, dan muestras ciertas de estar inspirados en el bien común. Con este nuevo estilo de hacer política, se transparenta el actuar, el quehacer municipal del Futuro. Se da muestras, del aprendizaje realizado a la luz de la experiencia; de la necesidad de entregar a la ciudadanía la posibilidad de evaluar lo realizado, en comparación a lo prometido; de saber, cuáles serán las acciones que los comprometen, en qué medida serán beneficiados, en el entendido, que siempre se actuara con equidad. Sin lugar a dudas, aun quedan muchas actividades propias del municipio, que son posibles de realizar que se asumen en la dinámica, de que evidentemente, la planificación local, debe ser consecuente con las políticas de inversión, de programas gubernamentales regionales y nacionales.

De cara a la recta final, el trabajo programado en el futuro inmediato, pasa por compartir este ideario participativo con toda la ciudadanía de victoria. Se puede afirmar “Que es Un Sueño”. Sí. es un sueño, con las legítimas aspiraciones de la gente. Un sueño realizable con altura de miras. Fácil de realizar con la comprensión, la ayuda, de Todos. Un Sueño que de tantos adeptos que lo propician, hace realidad, hace carne, se transforma en una tarea común. Se transforma en un camino a recorrer, con escollos, con dificultades, con problemas a resolver, pero, en definitiva, una tarea de todos. Tenemos la convicción, la Confianza, que con esta innovadora forma de enfrentar el desafío, de un Victoria mejor. Jorge Saffirio Espinoza, lograra cristalizar en acciones promisorias, ese “Momento Mágico” que se logró vivir en el Acto de su Proclamación, cuando cientos de personas, en silencio, con solemnidad, vivian un momento de aunar espiritualmente fuerzas, por apoyar a uno de los suyos en la conducción de sus anhelos, para romper inmediatamente en alborozados vítores, al entender que se estaba dando comienzo a una nueva etapa. Se empezaba a vislumbrar que es posible. Que efectivamente ellos son los importantes. Los llamados a construir una nueva Victoria, en torno a su veredicto “Su Propio Programa de Gestion”.

Juan m. Gonzalez almeida

Ex Alcalde de Victoria

El día del niño y la responsabilidad de garantizar sus derechos

Con alegría y jolgorio, los niños celebran su “Día” gracias a la preocupación de sus padres, los que a veces con verdadero sacrificio realizan festejos acompañados de regalos, para el solaz de los peques. Sin lugar a dudas al igual que el día de la Madre, el del niño debe ser preocupación permanente, no sola de los padres, sino que de todos los adultos y en especial de aquellos que tienen la responsabilidad de velar por ellos.

Felizmente Chile ratificó la Convención de Derechos del Niño en 1990, y ésta se rige por cuatro principios fundamentales; la no discriminación; el interés superior del niño; su supervivencia, desarrollo y protección; además de su participación en las decisiones que los afecten.

De estos cuatro principios fundamentales se derivan Todos los derechos que le son propios. El derecho a la Educación. El derecho a una vida segura y sana. El derecho de los niños impedidos a la atención especial. El derecho a la protección contra los abusos.

La educación deberá desarrollar la personalidad, las aptitudes y la capacidad mental y física del niño. El niño debería aprender a respetar su cultura y la de los demás. El niño no deberá sufrir debido a su raza, color, género, idioma, religión, nacionalidad, origen social o étnico; ni tampoco debido a su casta o por alguna discapacidad. Las leyes y las medidas que afecten a la infancia deben tener primero en cuenta su interés superior y beneficiarlo de la mejor manera posible. Las autoridades del país deben proteger al niño y garantizar su desarrollo pleno, físico, espiritual, moral y social.

Estas obligaciones voluntariamente convenidas por nuestro país, no solo deben llamarnos a la celebración lúdica de tan importante festejo, sino por el contrario, a asumir que el bienestar de nuestra infancia, es RESPONSABILIDAD de todos y por tanto debemos tener como preocupación principal, el procurar que sus derechos se cumplan en un ambiente adecuado de afecto, solidaridad, infraestructura adecuada para su educación, formación física y espiritual; en buenas cuentas, ser capaces de proveer de todo lo necesario para que nuestros peques se desarrollen de acuerdo a sus propios derechos. El Desarrollo Sustentable de un país o de una comuna, no solo pasa por su crecimiento económico, sino por el desarrollo integral de sus miembros. Cuidar y cautelar la buena formación integral de nuestros hijos, garantizara tener futuros Hombres de Bien, útiles a su Familia, a la Patria y a la Sociedad toda.

De este inmenso compromiso, nace la responsabilidad de TODOS, de contribuir a Garantizar que las condiciones que estén a nuestro alcance podamos lograrlas. No cabe duda, que parte importante de este logro, pasa por la idoneidad de las autoridades que velen y administren los temas inherentes al desarrollo de nuestros Hijos. Educación, salud, espacios de recreación, solaz espiritual y todo lo propio del quehacer local. De Nosotros depende seleccionar los mejores “regalos” para nuestros niños de Victoria, para que la celebración de su día, no solo se transforme en un presente que deja solo ilusiones o sea de alegría pasajera, sino por el contrario, sea una Gran Ofrenda a nuestra infancia, que les garantice un futuro de esperanza, con la garantía plena del respeto a TODOS sus derechos.

Es en el contexto de lo expresado, que el Gran Regalo que Don JORGE SAFFIRIO ESPINOZA, candidato a alcalde de la Comuna, pone a disposición de la ciudadanía de Victoria, en beneficio de Sus HIJOS, es su “Programa de Gestión”, para el mandato 2012-2016, el que solemnemente suscribirá, este sábado en el evento de su proclamación, ante todas las organizaciones vivas de la comuna, como una muestra de su vocación sincera de Proteger y Garantizar que efectivamente los Derechos de los Niños se cumplan a cabalidad.

Los dejamos afectuosamente invitados participar de tan importante compromiso de Gestión, este sábado a las 19 horas, en el Cuartel de Bomberos de calle Ramírez 475. FELICIDADES NIÑOS Y PADRES DE VICTORIA.

Juan M. González Almeida

Ex Alcalde de Victoria.

La Probidad y transparencia municipal amenazada

Juan González Almeida

La PROBIDAD es “La Integridad y la Honradez en el actuar” Su antónimo es corrupción, que en un sentido figurado significa “vicio o abuso introducido en las cosas no materiales”. La Ley 19.653 sobre Probidad y transparencia, que aplica a las leyes de Administración del Estado, entre las que se considera la Ley Orgánica de municipalidades, que rige para la administración local, se fundamenta en los principios de “Probidad”, Transparencia” y “Publicidad” y por tanto regula el actuar administrativo municipal. La Ley Municipal en su Titulo II, se refiere al Alcalde y en el Párrafo 2º, considerando d) a la letra se lee entre sus atribuciones: “Velar por la Observancia del principio de probidad administrativa dentro del municipio”.

La Probidad, en un sentido general, es una virtud que “Debería” ser practicada por todos los hombres y si bien está definida por la moral de cada época, ello no significa que sea relativa, en términos individuales, siempre debería tener la connotación de actuar con honradez e integridad. El mayor riesgo a la probidad es el relativismo, es decir que las cosas tienen la medida del hombre, entonces es esta medida la que define a las demás. El hombre definirá según sus NECESIDADES la probidad. La solución práctica es recurrir a lo que la ley define como probidad o actuar probo. Si aceptamos entonces el Fin Ético del Servicio Público y del concepto de probidad, se puede sostener que este se humaniza en el funcionario y este asume las responsabilidades de la acción del servicio, ya que las ACCIONES son el resultado de sus propias decisiones. A veces ocurre que los límites de la probidad se ven amenazados u ocurren por alguna circunstancia. En estos casos es menester analizar tres aspectos: La Responsabilidad del servicio y del funcionario que está detrás. La acción de la justicia que debe corregir y castigar los excesos. Y la acción que corresponda a instituciones de defensa del ciudadano o Cuerpos Colegiados de fiscalización.

La ciudadanía de Victoria tiene el pleno derecho de estar informada y erigirse como juez del actuar público municipal y de la forma como se invierten los “pocos” recursos obtenidos, toda vez que pertenecen a todos por igual. Según dictamen 54354 de la Contraloría General de la República, el que se pronuncia sobre uso de publicidad, “Es el MUNICIPIO como institución quien presta los servicios que se publicitan en cumplimiento de sus funciones y NO la autoridad edilicia en forma independiente”. Por otro lado, en el Dictamen Nª 40835 de 2005, “ha manifestado que en materia de difusión y publicidad el rol de las municipalidades está condicionado a la necesidad de que con ellos se cumplan tareas propiamente municipales, de manera que puedan utilizar los diversos medios de comunicación SOLO para dar a conocer a la comunidad local los hechos o acciones directamente relacionados con el cumplimiento de los fines propios de las mismas y con su quehacer y aquellos que resulte NECESARIO E IMPRESCINDIBLE, difundir o publicitar. La jurisprudencia administrativa es abundante en sostener que es falta a la probidad, el abuso del uso de imagen por parte de la autoridad edilicia, incluso si lo costea con recursos propios, toda vez que está utilizando la imagen corporativa del municipio.

La ciudadanía toda, ha sido testigo de cómo se han utilizado los recursos de publicidad del municipio de Victoria. No cabe duda que utilizarlos para denostar y pretender desprestigiar a personas naturales y/o adversarios políticos. Hacer burla de comentario radial emitido por el Ex Alcalde Don Jorge Saffirio Espinoza, relacionado a la crítica del mal uso de imagen pública en tazones de dudoso financiamiento. La publicación de todas las fotos tomadas en actos organizados por el municipio, como en el Día del Trabajo, con la figura edilicia como primer actor. La confección de lienzos y carteles personalizados en el alcalde, Y así suma y sigue, no CORRESPONDE de acuerdo a la Ley de Probidad y por muy mal asesorado que este el alcalde en el ámbito publicitario, a él le corresponde cautelar la probidad del uso de recursos públicos. Usted juzgue. En las administraciones de Don Jorge Saffirio Espinoza, NUNCA se hizo mal uso de recursos públicos y siempre se actuó de acuerdo a la Ley de Probidad y Transparencia