Archivo de la etiqueta: espacio

Vladimir Komarov, el primer humano en morir durante un vuelo espacial, murió un día como hoy

Vladimir Mikhaylovich Komarov (Moscú, Unión Soviética, 16 de marzo de 1927 – provincia de Orenburgo, Unión Soviética, 24 de abril de 1967) fue un piloto de pruebas e ingeniero aeroespacial soviético y cosmonauta en el primer grupo de cosmonautas seleccionados en 1960. Era uno de los candidatos con mayor experiencia y mejor calificados aceptados en el Grupo Uno de la Fuerza Aérea. Seguir leyendo Vladimir Komarov, el primer humano en morir durante un vuelo espacial, murió un día como hoy

La sonda espacial Pioneer 8 fue lanzada un día como hoy

Pioneer 8, también denominada Pioneer C, fue una sonda espacial de la NASA lanzada el 13 de diciembre de 1967 mediante un cohete Delta desde Cabo Cañaveral, en el estado de Florida, EEUU.

Pioneer 8 fue la tercera sonda de una serie de sondas (formada por Pioneer 6, Pioneer 7, Pioneer 9 y Pioneer E, con las que trabajó conjuntamente) con la misión de realizar el primer estudio detallado del viento solar, el campo magnético interplanetario y los rayos cósmicos, proporcionando datos prácticos sobre las tormentas solares.

La sonda estaba estabilizada por rotación, con un giro de 60 rpm y con el eje de giro perpendicular al plano de la eclíptica. Tenía forma de cilindro recubierto de células solares del cual sobresalen antenas y mástiles. Disponía de una antena direccional de alta ganancia, pudiendo transmitir a 512, 256, 64, 16 ó 8 bps. El formato del envío de datos era seleccionable entre cuatro posibles modalidades, con tres de esas cuatro aptas para el envío de datos científicos (32 palabras de 7 bits por trama). La otra modalidad era utilizada para enviar telemetría sobre el estado de la sonda. A su vez, se disponía de cuatro modos de operación:

  • Tiempo real: los datos eran obtenidos y transmitidos directamente, sin ser almacenados, según la velocidad de envío y la modalidad seleccionada.
  • Almacenamiento de telemetría: los datos eran guardados y enviados simultaneamente, según la velocidad de envío y la modalidad seleccionada.
  • Almacenamiento del ciclo de trabajo: se recogía y guardaba una única trama de datos científicos a la mayor velocidad posible, 512 bps; el intervalo entre la recogida y almacenamiento de sucesivas tramas era seleccionable a entre 2 y 17 minutos, con una capacidad total para almacenar datos hasta durante 19 horas.
  • Lectura de memoria: se enviaban los datos leyéndolos de la memoria de la sonda, enviándolos a la velocidad adecuada según la distancia de la nave a la Tierra.

El último contacto con Pioneer 8 tuvo lugar el 22 de agosto de 1996, ordenándosele pasar al transmisor de respaldo. Uno de los instrumentos científicos todavía funcionaba.

La misión Apolo 17, la última en ir a la Luna, alunizó un día como hoy

La misión Apolo 17, fue la 11ª y última del programa Apolo de los Estados Unidos, la sexta misión en llevar humanos a la Luna. Lanzada el 7 de diciembre de 1972 a las 00:33 hrs. local, con una tripulación de tres miembros, consistente en el Comandante Eugene Cernan; el piloto del Módulo de Comando, Ronald Evans y el piloto del Módulo Lunar, Harrison Schmitt. El Apolo 17 permanece como el aterrizaje lunar tripulado por humanos más reciente y el vuelo tripulado más allá de la Órbita baja terrestre más reciente. Luego del Apolo 17, las restantes naves espaciales Apolo fueron usadas en los programas Skylab y el Proyecto de Prueba Apolo-Soyuz.

La tripulación del Apolo 17 (de izquierda a derecha): Schmitt, Cernan (sentado) y Evans

La misión Apolo 17 fue la sexta misión Apolo en llegar a la superficie de la Luna, hecho ocurrido el 11 de diciembre de 1972. También fue el primer despegue nocturno de una nave espacial tripulada de EEUU y el último despegue tripulado de un cohete Saturno V. Esta fue una misión “tipo J”, o sea, misiones que incluyen estadías de tres días en la superficie lunar, capacidades científicas extendidas y el uso del Rover Lunar, siendo esta la tercera y última misión en usar este vehículo.

Mientras Evans permaneció en órbita lunar en el Módulo de Comando/Servicio, Cernan y Schmitt pasaron más de tres días en la superficie lunar, en el valle Taurus-Littrow, conduciendo tres períodos de actividades extravehículares, o caminatas lunares, durante las cuales colectaron muestras lunares y desplegaron instrumentos científicos. Cernan, Evans y Schmitt regresaroon a la Tierra el 19 de diciembre, luego de aproximadamente 12 días.

Una de las imágenes más famosas tomadas durante la misión: la “Canica Azul”

La decisión de aterrizar en el valle Taurus. Littrow fue hecha con los objetivos principales del Apolo 17 en mente: tomar muestras del material de las tierras altas lunares más viejas que el impacto que formó Mare Imbrium e investigar la posibilidad de actividad volcánica joven en la misma región. Taurus-Littrow fue seleccionado con la perspectiva de encontrar material de tierras altas en las paredes norte y sur del valle, y la posibilidad de que varios cráteres en el valle, rodeados de material oscuro, pudieran estar relacionados a actividad volcánica.

La misión Apolo 17 también rompió varios récords establecidos por vuelos anteriores, los que incluyen el vuelo lunar tripulado más largo, las actividades extravehículares en la superficie lunar más extensas en total, el más grande retorno de muestras lunares y el mayor tiempo en órbita lunar.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=sRSpntQ-VtY[/youtube]
[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=cOdzhQS_MMw[/youtube]

Sputnik 1, el primer satélite artificial lanzado al espacio, fue lanzado un día como hoy

Sputnik 1 fue el primer satélite artificial de la Tierra. Era una esfera de metal pulido de 58 cm. de diámetro, con cuatro antenas de radio externas para transmitir impulsos de radio. La Unión Soviética la lanzó en una órbita baja elíptica el 4 de octubre de 1957. Fue visible alrededor de toda la Tierra y sus pulsos de radio eran detectables. El éxito sorpresa del lanzamiento precipitó la crisis Sputnik en EEUU, iniciando la Era Espacial y gatillando la Carrera Espacial, parte de la Guerra Fría. El lanzamiento marcó el comienzo de nuevos desarrollos políticos, militares, tecnológicos y científicos.

Sputnik 1 proveyó a los científicos con valiosa información. La densidad de la atmósfera superior pudo ser deducida por su arrastre en la órbita, y la propagación de sus señales de radio entregaron información sobre la ionósfera.

Sputnik 1 fue lanzado el Año Geofísico Internacional (un proyecto científico internacional), desde el sitio no. 1/5,  del sitio de lanzamiento Tyuratam, en la República Socialista Soviética de Kazajistán. El satélite viajó a unos 29.000 km/hr, demorándose 96.2 minutos en completar una vuelta a la Tierra. Transmitió en frecuencias de 20.005 y 40.002 MHz, las cuales fueron monitoreadas por operadores de radio amateur alrededor del mundo. Las señales continuaron por 22 días hasta que las baterías del transmisor se agotaron, el 26 de octubre de 1957. Sputnik 1 se quemó el 4 de enero de 1958, mientras caía de su órbita y reentraba a la atmósfera de la Tierra, después de viajar alrededor de 70 millones de kilómetros y pasar tres meses en órbita.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=qvPzUAeWZZY[/youtube]

Es oficial: la sonda Voyager 1 es el primer aparato hecho por el hombre en salir del Sistema Solar

Tras meses de incertidumbres, científicos confirmaron este jueves 12 de septiembre, que la sonda espacial Voyager 1, de la NASA, se ha convertido en el primer objeto construido por el ser humano en dejar el Sistema Solar, y adentrarse en el espacio interestelar.

Según las medidas publicadas por la revista Science y confirmadas por la NASA, la sonda dejó el Sistema Solar hace más de un año, el 25 de agosto de 2012. “Ahora que tenemos nueva información clave, creemos que éste es un salto histórico hacia el espacio interestelar”, declaró con orgullo Ed Stone, responsable científico del proyecto Voyager con sede en el Instituto Tecnológico de California, en Pasadena, quien destacó la importancia de esta fecha para la exploración espacial.

“Voyager ha ido audazmente a donde ninguna sonda ha llegado antes, marcando uno de los logros tecnológicos más importantes en los anales de la historia de la ciencia”, dijo John Grunsfeld, administrador asociado de la NASA en Washington.

En estos momentos, tras su viaje de 36 años, que comenzó en 1977, la sonda espacial se encuentra a 125 Unidades Espaciales (1 AU= 150 millones de kilómetros) de la Tierra; es decir, unos 18.7 mil millones de km.

Por meses se discutió sobre si la sonda había cruzado o no el umbral hacia el espacio interestelar. Al final, fueron las lecturas sobre el plasma alrededor de la nave espacial las que confirmaron todo. Luego de que una ráfaga de viento solar y campos magnéticos causaran que el plasma alrededor de la sonda oscilara, en abril de 2012, los investigadores se dieron cuenta de que el plasma era 40 veces más denso en ese punto de lo que era en la heliósfera (la zona de influencia del Sol). Esto fue la señal que confirmaba que el Voyager 1 había entrado al espacio interestelar.

Por el momento, los científicos no saben cuándo la sonda alcance la zona tranquila del espacio interestelar, donde no existe influencia del Sol, pero sí esperan que la sonda siga enviando datos hasta por lo menos el 2020.

Ahora, el Voyager 1 está en camino hacia otra estrella de la Vía Láctea. A la velocidad a la que va -unos 61.000 km/hr-, le tomará unos 40.000 años llegar a ella.

Mapa que muestra dónde se encuentra la sonda Voyager 1 en estos momentos.
Mapa que muestra dónde se encuentra la sonda Voyager 1 en estos momentos.

La sonda Curiosity hizo su llegada al planeta Marte un día como hoy

Curiosity es un rover robótico del tamaño de un auto, que está explorando el cráter Gale en Marte, como parte de la misión Mars Science Laboratory (MSL) de la NASA. Fue lanzado desde Cabo Cañaveral el 26 de noviembre de 2011 y aterrizó exitosamente en la planicie marciana de Aeolis Palus, al norte del cráter Gale, el 6 de agosto de 2012. El lugar del aterrizaje, denominado Bradbury Landing -en honor al escritor Ray Bradbury- estaba a menos de 2.4 km. del centro del objetivo de la sonda, luego de un viaje de 563 millones de kilómetros.

Los objetivos de la sonda incluyen: la investigación del clima y la geología de Marte; la valoración de si el sitio dentro del cráter Gale alguna vez haya ofrecido condiciones ambientales favorables para la vida microbiana, incluyendo la investigación del papel que jugó el agua en el planeta; y estudios sobre habitabilidad planetaria, en preparación para una futura exploración humana.

El diseño del Curiosity servirá como la base para una misión robótica no tripulada a Marte en 2020. En diciembre de 2012, la misión de dos años del Curiosity fue extendida indefinidamente.

En abril y comienzos de mayo de 2012, el Curiosity entró en un modo de operación autónoma, por eproximadamente 25 días durante la conjunción solar entre la Tierra y Marte. Durante ese tiempo, la sonda continuó monitoreando datos atmosféricos y de radiación, pero no se movió en la superficie marciana.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=CYIo0wduaNc[/youtube]
[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=ZPGAVUJh-SM[/youtube]

“Un pequeño paso para un hombre, un gran salto para la humanidad”: 15 canciones sobre el espacio

El 20 de julio de 1969 es una fecha muy importante en la historia de la exploración espacial; fue cuando la misión Apolo 11 se convirtió en la primera en llevar hombres a la superficie de la Luna. Mientras el astronauta Michael Collins orbitaba en el módulo de comando, Edwin “Buzz” Aldrin y Neil Armstrong se convertían en los primeros seres humanos en pisar el suelo lunar. Un hecho que fue celebrado en todo el mundo y que hasta el día de hoy es recordado.

En conmemoración al 45º aniversario de esta gran logro, les presentamos una lista de 15 canciones alusivas a los viajes espaciales, el espacio y todo lo que hay en él.  Desde hablar de las maravillas del cosmo, el gran logro de poder mandar humanos a explorar fuera de los límites de la Tierra, hasta el uso del espacio como una metáfora para la soledad, estas canciones abordan la temática desde diferentes puntos de vista. Espero que lo disfruten.

Atomic Rooster – Space Cowboy

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=5NL0D8eLjrQ[/youtube]

David Bowie – Space Oddity

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=uhSYbRiYwTY[/youtube]

Elton John – Rocket Man

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=-LX7WrHCaUA[/youtube]

Europe – The Final Countdown

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=9jK-NcRmVcw[/youtube]

Fito Paez – La Nave Espacial

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=LqzQMKoqZmM[/youtube]

Frank Sinatra – Fly Me To The Moon

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=qtFBRJFN3p8[/youtube]

Incubus – Stellar

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=-nqRkAsZumc[/youtube]

The Killers – Spaceman

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=Hc16Y9fiCvQ[/youtube]

Eric Idle – The Galaxy Song

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=buqtdpuZxvk[/youtube]

Muse – Starlight

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=Pgum6OT_VH8[/youtube]

Pink Floyd – On The Run

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=VouHPeO4Gls[/youtube]

Radiohead – Subterranean Homesick Alien

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=d1tQFX_9ct0[/youtube]

REM – Man on the Moon

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=1hKSYgOGtos[/youtube]

Rush – Countdown

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=XW-8yCKwhBE[/youtube]

Soundgarden – Black Hole Sun

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=3mbBbFH9fAg[/youtube]

NASA investiga cómo evitar que tripulantes de misión a Marte literalmante mueran de aburrimiento

“Morir de aburrimiento” suele ser una frase hecha para enfatizar este sentimiento, cuando no se tiene nada estimulante para hacer, pero ¿qué pasaría si uno pudiera morirse de aburrimiento, en el sentido bíblico de la palabra?. Es una de las preocupaciones principales de la NASA ante una eventual misión tripulada a Marte.

Las radiaciones cósmicas, la proximidad del Sol, y los efectos tóxicos del polvo de la superficie marciana no son los únicos peligros que podrían enfrentar los primeros hombres que lleguen al planeta rojo.

Un viaje a Marte duraría 8 meses de ida y otros 8 de vuelta (más el tiempo de estadía en el planeta), y en ese tiempo, los tripulantes estarían atrapados en el espacio cerrado de una nave espacial, con sus tareas de mantenimiento y experimentos como única responsabilidad durante el viaje.

El aburrimiento está asociado a depresión y a cuadros de déficit en la atención. Y lo que es peor, psicólogos como el estadounidense Peter Suedfeld, señalan que las personas bajo un aburrimiento extremo tienden a asumir riesgos innecesarios con tal de sentir algún estímulo.

El ser humano, como todos los seres vivos, pasa su existencia buscando estímulos, ya sea consciente, o inconscientemente. En ausencia de los suficientes estímulos, los seres vivos comienzan a comportarse de manera errática.

Por esta razón, en las instalaciones que colaboran con la NASA en La Antártida y en el desierto de Utah, los investigadores tratan de encontrar maneras de pasar el tiempo para mitigar el aburrimiento en condiciones de aislamiento.

Es por esta razón que los astronautas -y en general, toda persona que trabaja en áreas aisladas- realizan varias actividades para pasar el aburrimiento, como celebrar todo tipo de festividades o desarrollar hobbies. Un ejemplo de ello es el astronauta canadiense Chris Hadfield, quien llevó su guitarra a la Estación Espacial Internacional para practicar, además de hacer este video:

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=KaOC9danxNo[/youtube]

La sonda Pioneer 10 se convirtió en la primera nave en dejar el Sistema Solar central, un día como hoy

Pioneer 10 (originalmente designada como Pioneer F) es una sonda robótica espacial de unos 258 kg., que completó la primera misión al planeta Júpiter y, el 13 de junio de 1983, se convirtió en el primer objeto fabricado por el ser humano en dejar la proximidad de los planetas principales de nuestro Sistema Solar, luego de atravesar la órbita de Neptuno que, en ese momento, era el planeta más distante del Sol, dada la excentricidad de la órbita de Plutón.

La sonda fue lanzada al espacio el 2 de marzo de 1972, desde Cabo Cañaveral, Florida, EEUU. Entre el 15 de julio de 1971 y ell 15 de febrero de 1973, se convirtió en la primera nave espacial en atravesar el cinturón de asteroides. Comenzó a tomar imágenes de Júpiter el 6 de noviembre de 1973, cuando se encontraba a 25 millones de kilómetros de distancia; se transmitieron un total de 500 imágenes. La aproximación más cercana al planeta ocurrió el 4 de diciembre de 1973, a un rango de 132,252 km., desde donde se pudo obtener información de la temperatura de la atmósfera y de la altura en la que se encuentran las nubes superiores de Júpiter. También estudió los cinturones de radiación del planeta y su fuerte campo magnético, de intensidad muy superior a la que se esperaba.

La placa a bordo de la Pioneer 10
La placa a bordo de la Pioneer 10

Una de las características de la Pioneer 10 es que, a petición del astrónomo Carl Sagan, la sonda lleva una placa de aluminio enchapada en oro, de unos 152 x 229 mm., en la que están grabadas las figuras desnudas de un hombre y una mujer, además de varios símbolos diseñados para dar información sobre el origen de la sonda, a cualquier forma de vida inteligente que se tope con ella. También lleva esta placa la sonda Pioneer 11.

La misión de la Pioneer 10 llegó a un final oficial el 31 de marzo de 1997, cuando ésta alcanzó una distancia de 67 unidades astronómicas (149.597.870.700 metros multiplicado por 67), aunque la nave aún era capáz de transmitir datos coherentes luego de esa fecha.

En la actualidad, la Pioneer 10 se dirige hacia la estrella Aldebarán, en la constelación de Tauro -ubicada a 68 años-luz de distancia-, a donde llegará dentro de 1.690.000 años.

Ilustraciones muestran cómo se vería Nueva York si estuviera en otros planetas del Sistema Solar

La ciudad de Nueva York puede parecer extraña para muchos que la visitan, pero imaginen cuán extraña se vería si se ubicara en otro planeta.

Un proyecto de arte, realizado por el artista estadounidense Nickolay Lamm, muestra una serie de impresionantes ilustraciones de la Gran Manzana, ubicada fuera de la Tierra, en los otro siete planetas que componen el Sistema Solar (Plutón hace tiempo no es considerado como planeta).

Con la asesoría del astrobiólogo M. Browning Voget -quien fuera empleado de la NASA-, Lamm dice que la idea para hacer esto vino después de ver unas fotos tomadas por la sonda marciana Curiosity, que muestran el enorme y misterioso Monte Sharp, de 5,5 km. de altura.

He aquí las imágenes, ordenadas según el orden de los planetas, pero comenzando con la Tierra:

Nueva York a través de la atmósfera de la Tierra

La Gran Manzana como muchos la conocemos, enmarcada por el característico cielo azul de la Tierra.

Si Nueva York estuviera en Mercurio

Cómo un observador vería la ciudad si estuviera en este planeta abrasado por el Sol, cuya tenue atmósfera es casi completamente transparente.

Nueva York vista a través del aire de Venus

La gruesa atmósfera de Venus está dominada por el dióxido de carbono, con nubes de ácido sulfúrico, creando un envoltorio amarillento de aire caliente y sulfuroso, que podría oscurecer los rascacielos de Nueva York, así como al Sol.

Nueva York vista a través de la atmósfera de Marte

Si Nueva York estuviera en Marte, sus famosos rascacielos estarían recubiertos con polvo rojo, el cuál también tiñe la delgada atmósfera del planeta, que está dominada por el dióxido de carbono.

Nueva York flotando en el aire de Júpiter

Los gases de hidrógeno y helio se condensan en forma líquida, e incluso en forma metálica, cerca de la base de la enorme y densa atmósfera de Júpiter. Nueva York es ilustrada flotando a alrededor de 100 km. sobre su superficie líquida (Júpiter no tiene una superficie sólida), en una región despejada de hidrógeno en estado gaseoso, con nubes de vapor de agua, amoníaco y gases sulfurosos. El área tiene una química tan corrosiva que podría comerse a la Estatua de la Libertad y a otros objetos metálicas.

Nueva York vista a través del aire de Saturno

La atmósfera de Saturno es similar a la de Júpiter (y tampoco tiene una superficie sólida, al igual que Urano y Neptuno). De nuevo, la ciudad es mostrada a unos 100 km. sobre una capa de hidrógeno y helio en estado líquido, en medio de nubes de hielo de amoniaco, con ocasionales tormentas de relámpagos. Como en Júpiter, los gases atmosféricos son altamente corrosivos, y podrían disolver cualquier superficie de óxido de metal, como la pátina verde que cubre a la Estatua de la Libertad.

Nueva York vista a través del frígido aire de Urano

El frío Urano rota perpendicularmente al plano de su órbita. En algunas latitudes, hay vientos que son más fuertes que la mayoría de los huracanes más poderosos de la Tierra, y podrían, por lo tanto, barrer con estructuras como la Estatua de la Libertad. La atmósfera de hidrógeno y helio del planeta tiene una fracción considerable de metano, lo que le da al aire un tinte de color aguamarina.

Nueva York destruida por los vientos de Neptuno

El distante Neptuno es el más lejano de los planetas no enanos del Sistema Solar, y por lo tanto el más oscuro, con una atmósfera de hidrógeno y helio, cuyos trazos de amoníaco y agua le dan un tinte azulado. Neptuno experimenta vientos extremos, que podrían destruir edificios y otras estructuras.

Skylab, la primera estación espacial de Estados Unidos, fue lanzada un día como hoy

Skylab fue una estación espacial lanzada y operada por la NASA y fue la primera estación espacial de EEUU (la primera de la historia fue la Salyut 1, de la URSS, lanzada en 1971). Orbitó alrededor de la Tierra de 1973 a 1979 y fue visitada por astronautas en tres ocasiones durante sus dos primeros años de servicio. Conformada por un taller orbital, un observatorio solar y otros sistemas -como paneles solares. células de energía, radiadores de calor y tanque de desechos-, tenía un peso de 75 toneladas. Fue lanzada (en misión no tripulada) el 14 de mayo de 1973, impulsada por el cohete Saturno V (misión SL-1).

La estación sufrió daños graves durante su lanzamiento, perdiendo el escudo solar y antimeteoritos y uno de sus paneles solares principales. Las partes desprendidas del escudo antimeteoritos impidieron el despliegue del panel solar restante, causándole un gran déficit energético y un sobrecalentamiento anormal.

La primera tripulación (que fue a bordo de la misión SL-2, una nave Apolo lanzada el 25 de mayo de 1973 sobre un cohete Saturno IB) realizó tareas de reparación profundas en un paseo espacial y permaneció 28 días en la estación. Las siguientes misiones (SL-3 y SL-4) comenzaron el 28 de julio de 1973 y el 16 de noviembre de 1973 y duraron 59 y 84 días respectivamente, con una ocupación total de 171 días. La última tripulación de la Skylab volvió a la Tierra el 8 de febrero de 1974.

Muchos experimentos se realizaron a bordo de la Skylab durante su vida operacional, y las tripulaciones pudieron confirmar la existencia de agujeros coronales en el Sol. El Paquete de Experimento de Recursos de la Tierra (o EREP, por sus siglas en inglés), fue usado para ver a la Tierra con sensores que grabaron datos en las regiones espectrales visibles, infrarrojas y microondas. Miles de fotografías de la Tierra fueron tomadas, y los registros del tiempo que los humanos pasan en órbita fueron extendidos.

Finalmente, Skylab reentró a la atmósfera terrestre y se desintegró en 1979, cayendo al oeste del territorio de Australia. La NASA tuvo que pagar al gobierno australiano una multa de 400 dólares estadounidenses, por arrojar basura en territorio público.

Sonda espacial captó impresionante imagen de una llamarada solar

El viernes 3 de mayo, el telescopio espacial SDO (siglas en inglés de “Observatorio de Dinámicas Solares”) de la NASA, captó la imagen de una eyección de masa coronal del Sol (una llamarada solar), en el momento en que ésta fue expulsada.

Esta llamarada, que lanzó plasma solar super caliente a unos 200.000 km. de la superficie del Sol y duró 3 horas, fue captada por el SDO a las 13:32 hrs. (hora de Chile). Se trató de un evento clase M5,7, categoría considerada como de mediana intensidad y el tipo de tormenta solar más débil que pueda tener un impacto en la Tierra.

Se trató del segundo mayor evento en el clima espacial en un período de tres días -desde el 1 de mayo-; afortunadamente, este no apuntó a la Tierra, aunque si causó pequeñas fallas en las señales de radio y GPS.

Las llamaradas solares

Una llamarada solar es una intensa explosión de radiación  proveniente de la liberación de energía magnética asociada a las manchas solares, y pueden durar desde minutos hasta horas. Dependiendo de su intensidad y dirección en relación a la Tierra, estas pueden afectar las señales de radio, los artefactos electrónicos en naves y satélites orbitales, a los astronautas, incluso hasta los artefactos eléctricos y vías de distribución de electricidad en la superficie de la Tierra.

Quizás esta llamarada no se trató de la más fuerte de todas ocurridas este año (la más fuerte ocurrió el 11 de abril y fue de clase M6,5), pero las imágenes captada por la SDO son excepcionales.

llamarada-solar-3-de-mayo-2013-02

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=t4XvVE0VQrw[/youtube]

STS-1, la primera misión del programa del transbordador espacial, ocurrió un día como hoy

La Misión STS-1 fue el primer vuelo orbital del programa del transbordador espacial de la NASA. Ocurrió el 12 de abril de 1981, exactamente 20 años después del primer vuelo espacial tripulado, cuando el orbitador Columbia, con dos tripulantes -el comandante John W. Young y el piloto Robert L. Crippen-, despegó desde la plataforma de lanzamiento A, Complejo 39, en el centro espacial John F. Kennedy. El Columbia orbitó la Tierra 37 veces durante su misión de 54.5 horas. Fue el primer vuelo espacial tripulado de EEUU desde el proyecto de prueba Apolo-Soyuz, el 15 de julio de 1975. La Misión STS-1 también fue el único vuelo de prueba inaugural tripulado de un nuevo sistema de nave espacial hecho por EEUU, aunque este fue la culminación de varias pruebas atmosféricas del transbordador espacial.

No sólo éste fue el primer lanzamiento del transbordador espacial, sino que además fue la primera vez que cohetes de combustible sólido fueron usados en un vuelo tripulado de la NASA. El Columbia también fue el primer vehículo espacial tripulado de EEUU que fue lanzado sin un vuelo de prueba propulsado no tripulado. El Columbia también mantiene el récord del mayor tiempo empleado en la fábrica de procesamiento del transbordador (OPF) antes del lanzamiento (610 días, el tiempo necesario para el reemplazo de varias de sus lozas de protección térmica).

Los objetivos principales de la misión del vuelo inaugural fueron verificar el sistema del transbordador en conjunto, conseguir un ascenso sin percances hasta la órbita y regresar a la tierra para aterrizar sin problemas. Todos los objetivos se cumplieron, y se comprobó la navegabilidad del transbordador como vehículo espacial.

La única carga que llevó en la misión fue un paquete de instrumentación de desarrollo del vuelo (DFI) que contenía sensores y dispositivos de medida para registrar el rendimiento del orbitador y las tensiones que ocurrieron durante el lanzamiento, ascenso, vuelo orbital, descenso y aterrizaje.

Durante el vuelo, el Columbia orbitó 37 veces la Tierra, viajando en total 1,074,567 km., y duró 2 días, 6 horas, 20 minutos y 53 segundos. El aterrizaje tuvo lugar en la pista 23 en la base de la Fuerza Aérea de Edwards, California el 14 de abril a las 10:21 AM, Hora del Pacífico (06:21 AM, hora de Chile).

El Columbia regresó al centro espacial John F. Kennedy desde California el 28 de abril sobre un Boeing 747, uno de los aviones portadores del transbordador.

[youtube]http://www.youtube.com/watch?v=cuzuWmno-X8[/youtube]