Agrupación de amigos: “Nuevo hogar de ancianos debe llevar el nombre de Norman Rickenberg Acuña”

Así lo señalaron los Directivos de la institución en un punto de prensa.

Por: Manuel Burgos

Este próximo 28 de octubre, la Agrupación Amigos Hogar de Ancianos de Victoria, cumplirá 46 años desde que un grupo de vecinos, liderados por Norman Rickenberg Acuña, se dieran a la tarea de dotar a la ciudad de una instancia como la señalada e inaugurada en 1972, como informó su actual directiva durante una cita de prensa.

Hasta las instalaciones de calle Maipú 1180, donde funcionase la Escuela Municipal “Bernardo Muñoz Vargas”, y que hoy alberga a 25 abuelitos de la actual residencia, a la espera de hacerlo en  la nueva y flamante construcción de calle Angamos 1290, esquina de Gorostiaga, llegaron los actuales dirigentes de la agrupación: Rosita Villarroel, presidenta; Marisol Varela, secretaria; Patricio Pantoja, tesorero; Luisa Zavala y Guillermina Vera, directoras.

En la relación dada a conocer por la secretaria, se dijo que “desde la fundación de este hogar, se ha mantenido gracias a la directiva y personal a cargo, por el gran aporte de toda la comunidad, la subvención municipal, ventas de coronas de caridad, entre otros, y por supuesto, el sueldo de los abuelitos. Hubo momentos muy difíciles, en que, como el ave fénix, tuvimos que renacer desde las cenizas; levantarnos y comenzar de nuevo, pero siempre con la ayuda de toda la comunidad de Victoria”.  

ACLARA PANTOJA   

Por su parte, Pantoja Saldías salió al encuentro de comentarios que decían relación con que “hemos escuchado, que nosotros le quitamos la pensión a los ancianos para utilizarla, pero ¿en qué la utilizamos? en ellos mismo, y eso no es suficiente, porque ustedes entenderán que con 100 mil pesos no se financia una estadía. Acá, tienen lavado, alimentación completa, y buena alimentación, calefacción: todas las necesidades básicas cubiertas; entonces, eso de repente, nos duele mucho que la gente piense que eso es así ¡porque no es así! Tenemos una agrupación que se preocupa de los abuelitos”, afirmando que, quien tenga dudas, que vaya a la actual ubicación donde permanecen los senescentes, a cualquier hora, y se les ofrecerá un circuito que les permitirá conocer a los abuelos y cómo es su estadía.

¿CÓMO DEBE LLAMARSE?

Comparte que las nuevas y flamantes dependencias, de tres pisos, que conserva su dirección original, salió de una inquietud de la misma Agrupación de Amigos del Hogar de Ancianos, que consideraban que la estructura antigua, se deterioraba día a día; así, se postuló y se traspasó el hogar antiguo, a la Municipalidad, para que el gobierno edilicio “postulara a fondos sectoriales de la región; afortunadamente, sucedió que se aprobaron esos fondos, esperando sólo ahora que se materialice definitivamente esa iniciativa”, estimó el directivo que, esperan lleve el nombre de quien tuvo, en gran parte, que ver con la obtención original de la benefactora repartición: “Norman Earl Rickenberg Acuña”.

La iniciativa se concretó cuando el intendente regional de la época, Francisco Huenchumilla Jaramillo, firmó en ceremonia pública realizada el 20 de mayo de 2015, en el Centro Cultural “Waldo Orellana”, ante una complacida comunidad, la iniciativa por un costo de dos mil 271 millones de pesos, y que sus antecesores declinaron darle luz verde por su alto costo.

Comparte esta noticia...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *