Policía de Investigaciones de Victoria detuvo a dos individuos por delitos de receptación

Ambas personas detenidas por receptación ya registraban antecedentes por delitos similares.

Por: Francisco Meliñir

El lunes 20 de agosto, la Policía de Investigaciones de Victoria recibió la denuncia de una persona que acusó haber sido víctima de un robo en lugar no habitado, el pasado 07 de este mismo mes. El hombre señaló que se le sustrajo una gran cantidad de herramientas, avaluadas en $500.000, las cuales se encontraban al interior de su taller donde realiza trabajos de mueblería.

Tras la denuncia, Detectives de la Brigada llevaron a cabo diversas diligencias con el fin de dar con el autor del delito. Por esto, es que se realizaron monitoreos de diferentes páginas web y de grupos de compra y venta de artículos usados en redes sociales, pudiendo así confirmar que parte de las especies robadas estaban siendo comercializadas en la ciudad de Victoria.

Con estos antecedentes, los detectives lograron identificar en la vía pública a una sospechosa. Tras un control de identidad y exhibirles las pruebas en su contra, esta persona reconoció el hecho, por lo que fue detenida flagrante por el delito de receptación, se le incautaron las especies y fue puesta a disposición del Juzgado de Garantía de Victoria. La detenida además registraba diversos antecedentes por delitos similares.

HURTO DE CELULAR

El segundo caso, afectó a un hombre de 53 años, quien en el mes de junio sufrió el robo de un teléfono celular cuando se encontraba comprándolo en una multitienda de Victoria. En esa ocasión, un desconocido, aprovechando el descuido de la víctima, sustrajo el equipo que se encontraba sobre una vitrina.

Tras esto, la Policía de Investigaciones recibió, a principios de agosto, una orden de investigar el hecho, por el delito de hurto simple. Detectives de la brigada realizaron diligencias, como la declaraciones de testigos, análisis de redes sociales que estaban instaladas previamente en el celular y consultas en fuentes de información tanto institucionales como extra institucionales, por lo que finalmente lograron establecer la identidad del sujeto que utilizaba el equipo sustraído.

Esa persona utilizaba el mismo número de teléfono de la víctima, cambiaba constantemente su domicilio entre sus familiares, al igual que su foto de perfil, por lo que se debieron realizar puntos de observación en las cercanías de los inmuebles, procedimiento que permitió dar con la ubicación del individuo.

Tras registrar su vestimenta, se encontró el celular sustraído por lo que el sujeto fue detenido por el delito flagrante de receptación y fue puesto a disposición del Juzgado de Garantía de Victoria. El celular, avaluado en $300.000, finalmente fue devuelto a su propietario.

Comparte esta noticia...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *