¿Qué es la terapia manual osteopática?

Por: Manuel Torres

La terapia manual osteopática es una disciplina terapéutica que se basa en el conocimiento integral de la anatomía, fisiología y biomecánica humana, que a través de técnicas manuales dan respuesta a las disfunciones somáticas encontradas en las lesiones musculoesqueléticas.

Terapia manual osteopática en dolor de espalda

La columna vertebral es el lugar de constante comunicación entre nuestro sistema nervioso y todas las demás estructuras de nuestro cuerpo, por lo que mantener sus articulaciones libres de rigideces, hipomovilidades y obstrucciones nerviosas nos permitirá no solo librarnos del dolor sino que también optimizar nuestras funciones corporales.

El dolor de espalda es un problema multifactorial que provoca limitaciones funcionales y laborales a gran parte de la población, este puede ser provocado por disfunciones somáticas en diversas estructuras de la columna vertebral (vértebras, músculos, articulaciones, nervios, etc), como también referido de otras estructuras del cuerpo, por lo que es importante conocer la historia clínica de cada paciente y realizar una evaluación profunda y detallada que nos permita determinar el origen del dolor.

La evaluación y tratamiento es personalizada a cada organismo! un mal manejo puede provocar que los síntomas se acrecienten.

El manejo es con técnicas de manipulación de alta velocidad (las famosas técnicas con sonidos), y un gran abanico de técnicas de manejo de tejidos blandos que permiten bajar el tono y relajar los tejidos comprometidos.

Terapia manual osteopática en cefaleas y migrañas

El dolor de cabeza se forma por una disfunción de estructuras anatómicas comprometidas como, músculos, nervios cervicales, meninges, ramos nerviosos faciales, etc. causando síntomas como, dolor opresivo que aumenta con los cambios de posición, dolor ocular, dolor de encías, mareos, foto y fonofobia, etc.

Ya sea una cefalea tensional o cervicogénica, una migraña con aura o sin aura, gran parte de los medicamentos que usualmente ingerimos generan un efecto rebote, “aliviando” el dolor y no la causa que lo provoca, lo que termina generando un dolor de cabeza cíclico y muchas veces crónico.

Comparte esta noticia...Share on FacebookShare on Google+Tweet about this on TwitterShare on LinkedIn

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *