Carabineros invita a poner ojo en los caños y evitar incendios por su recalentamiento

Por Carlos Eriz. Corresponsal:

La 4ª Comisaría de Carabineros de Victoria, por intermedio de su Patrulla de Integración Comunitaria, y los delegados de cuadrantes han querido efectuar acciones comunicacionales relacionadas con la limpieza de cañones para reforzar la seguridad y prevenir incendios en la comunidad, dado que nos encontramos en una época fría y lluviosa, donde los elementos de calefacción a leña se utilizan intensamente.

Para tal efecto, encomendados por el Mayor Comisario don Marco Moraga, han impulsado una campaña de información a través de diversos medios informativos, entregando los siguientes tips:

Cómo actuar ante una situación de peligro en su estufa a combustión:
  • Mantenga la calma; una instalación bien hecha y con materiales adecuados debe resistir una inflamación.
  • Cierre bien la puerta de su calefactor y también el control de aire primario. Dentro de unos 5 minutos se terminará el fuego al interior del cañón y no abra la puerta de la caja hasta unos 30 minutos después, de lo contrario la inflamación podría recomenzar.
  • Vigile atentamente el cañón, especialmente en la zona del entretecho. Si la situación se prolonga, llame inmediatamente a bomberos.
  • Mientras, ponga paños mojados o toallas gruesas empapadas alrededor del tubo para disminuir su temperatura.
  • No utilice su calefactor nuevamente hasta hacerlo revisar por un técnico calificado.
Consejos para evitar la inflamación del ducto de ventilación de estufas a leña:
  • La clave para evitar inflamaciones es mantener limpios los cañones que componen el sistema de evacuación de gases.
  • Para que se acumulen menos residuos, su calefactor debe funcionar con leña seca que produce fuego vivo y se consume plenamente. Evite la leña húmeda, que disminuye la temperatura, genera combustión humeante, sin llamas y mayor cantidad de residuos.
  • Remueva las cenizas de su estufa cuando el nivel acumulado se acerque al borde de la puerta.
  • Empuje los trozos de leña y brasas hacia la parte posterior de la caja de fuego.
  • Cuando la estufa se apague y enfríe, retire las cenizas sueltas con una pala pequeña y deposítelas en un contenedor metálico preferentemente con una capa de arena en el fondo y tapado que esté al exterior de la casa. Recuerde que las brasas permanecen encendidas hasta por 36 horas.
Recomendaciones para tener presentes al limpiar los cañones y ductos de ventilación:

1.- Destornillar y retirar el sombrero del cañón.

2.- Retirar el deflector – colector desmontable, desplazándolo en el sentido indicado por las flechas puestas en una pieza que se ubica en la base del cañón donde se queman los gases del humo.

3.- Los ductos deben limpiarse con un hisopo especial. La forma de hacerlo es deslizando la bola que trae desde el extremo superior del tubo hasta que aparezca dentro de la estufa. (Es necesario poner peso en el hisopo para romper por gravedad la materia acumulada en el tubo).

4.- Una vez hecho lo anterior, tire la cuerda del hisopo desde el interior de la estufa, arrastrándolo por el tubo. Se debe repetir la operación unas 6 veces y no utilizar virutilla en reemplazo del hisopo.

Recuerde los números telefónicos:

Cuadrante 1: 973 976 537

Cuadrante 2: 973 976 562

Seguro tienes algo que decir

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario